Esta semana los medios digitales se centraron dos temas principales: la guía que difundió el Vaticano para tratar los casos de abusos y la situación de la Iglesia en Argentina.

Sobre el vademécum difundido por la Santa SedeLa Nación tituló en una nota de Elisabetta Piqué: «Abusos: el Vaticano publicó un manual para que los obispos actúen». El vademécum «sobre algunas cuestiones procesales ante los casos de abuso sexual a menores cometidos por clérigos» es otro resultado de la histórica cumbre anti-abusos convocada por el Papa en febrero del año pasado, a la que participaron los presidentes de las conferencias episcopales de unos 120 países y en el que se oyeron los testimonios de diversas víctimas. Infobae rotuló: «El Vaticano publica manual para gestionar denuncias sobre abusos sexuales en la Iglesia»; mientras que Perfil«L’Osservatore Romano de esta semana: ‘Tratamiento de los abusos a menores’». Este medio indicó que el ejemplar del L’Osservatore Romano de esta semana se trata de una edición especial ya que contiene casi el doble de sus páginas habituales. Esto se explica en que como voz impresa oficial y completa de la Santa Sede, se incluye íntegramente el texto del “Vademécum  para el tratamiento de los casos de abusos a menores cometidos por clérigos”.

Frente a la situación de la Iglesia en ArgentinaLa Nación destacó en el titular de la nota de Mariano de Vedia: «La Iglesia cuestionó la aprobación del protocolo del aborto no punible en la Ciudad». El cardenal y arzobispo de Buenos Aires, Mario Poli, y todos los obispos auxiliares de la ciudad cuestionaron la decisión de la Legislatura porteña de aprobar la adhesión al protocolo de Interrupción Legal del Embarazo (ILE) en medio del momento más crítico de la pandemia y cuando las cifras de contagio crecen cada día. «Nos lastima y duele, que en medio de un letal contagio, donde tantos agentes sanitarios y servidores esenciales exponen y arriesgan su vida para salvar la del semejante, los legisladores vean oportuno avanzar en una ley, que ciertamente no es ‘honrar la vida’, como nos gusta escuchar y cantar a los porteños», señalan los obispos en una fuerte declaración. Por otro lado, el mismo medio tituló en una nota de Gabriela Origlia: «Arzobispo de Córdoba: la Argentina sufre un virus peor que el COVID-19, ‘el de la corrupción’». El arzobispo de Córdoba, Carlos Ñáñez, indicó que la Argentina sufre «un virus tan o más grave que el coronavirus: el virus de la corrupción». Pocas veces Ñañez, de 73 años y con 21 como arzobispo en esta provincia, deja mensajes fuertes en sus evangelizaciones. Cultiva un perfil bajo y evita pronunciarse públicamente sobre temas políticos o económicos.

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre