Millones de hindúes participan de celebración religiosa junto al Ganges a pesar de la pandemia

Los peregrinos hindúes van a la celebración del ‘Kumbh Mela’ junto al río Ganges, sin distanciamiento social y con pocos barbijos. «La hipocresía y los diferentes estándares del gobierno son evidentes: las escuelas y colegios están cerrados; hay toque de queda por la noche; las tiendas sólo abren unas horas; hay restricciones para bodas y funerales», denunció Anand Mathew, sacerdote de la Sociedad Misionera India.

Millones de hindúes participan en masa de la celebración religiosa del ‘Kumbh Mela’ junto al río Ganges, a pesar de la pandemia de COVID-19, sin distanciamiento social y con pocos barbijos. El 12 de abril pasado hubo casi 3.000.000 peregrinos con incumplimiento de las normas establecidas en la fiesta hindú —que se celebra del 1 al 30 de abril—. Se estima que al menos 1.000.000 de hindúes lleguen por día a la localidad de Har Ki Pauri, en la ciudad de Haridwar. El jueves 15 de abril, India —uno de los países más poblados del mundo— superó la barrera 200.739 nuevos contagios en las últimas 24 horas, cuyo pico de contagios se supera día tras día, tal como publicó ‘Infobae’. Se registraron desde el inicio de la pandemia 14.000.000 casos, lo que posiciona a India como el segundo más afectado por el coronavirus, y 173.123 fallecidos.

📣  Síganos en Telegram

🖐🏽 Colabore con Verdad en Libertad

📫 Suscríbase al boletín de VenL

El inspector general de policía Sanjay Gunjyal indicó que supuestamente la turba podría haberse cobrado vidas si se hubieran intentado que se cumplieran las reglas sanitarias cuando los fieles acudían en masa para sumergirse en las aguas del río. Anand Mathew, sacerdote de la Sociedad Misionera India y director de Vishwa Jyoti Communications desde hace más de 40 años, alertó sobre la situación en la que millones de hindúes participan de celebración hindú. «La administración del Kumbh Mela de Haridwar afirma que ayer 3.000.000 de fieles tomaron el baño sagrado en Har Ki Pauri. Es un lugar muy pequeño. Pensemos en lo que puede ocurrir si entre esos peregrinos había un solo caso de positivo asintomático de COVID: habrá infectado a muchos otros. La hipocresía y los diferentes estándares del gobierno son evidentes: las escuelas y colegios están cerrados; hay toque de queda por la noche; las tiendas sólo abren unas horas; hay restricciones para bodas y funerales», aseveró el presbítero.

«En nuestra comunidad tuvimos que suspender las liturgias del Viernes Santo porque no pudimos observar los protocolos de COVID-19. Pero la fiesta religiosa hindú en Haridwar no se puede interrumpir», denunció. «El gobierno de Uttarakhand incluso utilizó aviones para arrojar pétalos de flores sobre los peregrinos. Sin embargo, se aconsejó a los VIP que no participaran en el baño sagrado. Su salud es más importante que la de la gente común. El laicismo en India no significa negación de la religión sino un trato igualitario y respetuoso de todas las religiones. Estos episodios demuestran que ya no somos un país laico y resulta preocupante para todos los que nos esforzamos por proteger la Constitución india», explicó Mathew, responsable del foro interreligioso Sajha Sanskriti Manch en Varanasi.

Puede interesarle: Niños cristianos de India son obligados a adorar a una «diosa» hindú

3 Comentarios

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre