Hinduistas expulsan del tren a 2 religiosas y 2 novicias

Una turba de 150 hinduistas expulsan del tren a 2 religiosas de la Congregación de las Hermanas del Sagrado Corazón y 2 novicias, tras acusarlas de intentar convertir a las jóvenes, por lo que las llevaron a la comisaría entre gritos y amenazas. Las hermanas recuperaron la libertad luego de la intervención de sacerdotes y oficiales superiores de la policía.

Hinduistas expulsan del tren

Hinduistas expulsan del tren a 2 religiosas de la Congregación de las Hermanas del Sagrado Corazón y 2 novicias, tras acusarlas de intentar convertir a las jóvenes, por lo que las llevaron a la comisaría entre gritos y amenazas. Pese a que las religiosas pidieron mujeres policías, las obligaron a ir a la comisaría junto con los extremistas que gritaban consignas vulgares, y no se les permitió usar sus teléfonos. Luego, las hermanas recuperaron la libertad tras la intervención de sacerdotes y oficiales superiores de la policía.

📣  Síganos en Telegram

🖐🏽 Colabore con Verdad en Libertad

📫 Suscríbase al boletín de VenL

Una turba de 150 extremistas hindúes acusó a las monjas de llevarse a las dos jóvenes para convertirlas. Las religiosas acompañaban a dos postulantes que iban de vacaciones desde su convento en Delhi hasta Chhattisgarh, cuando fueron bajadas por la fuerza de un tren de pasajeros en la estación de Jhansi. Tras el hecho, las religiosas llamaron a Delhi e informaron a su congregación sobre el atropello sufrido en el tren. A pesar de que las dos mostraron el Adhar —documento de identidad— y otras pruebas de que eran cristianas, los hinduistas lanzaron consignas jaishriram —hindúes— y acosaron a las viajeras. La policía ferroviaria las bajó a la fuerza del tren cuando llegó a la estación.

El superior de la congregación se puso en contacto con la casa del obispo de Jhansi cuando supo que el tren había partido sin las religiosas; los sacerdotes junto con oficiales de la policía fueron a la comisaría y confirmaron que eran inocentes. Las religiosas fueron conducidas a la casa del obispo y tuvieron que salir al día siguiente vestidas de civil. En el tren les asignaron únicamente 2 asientos reservados para discapacitados. Las 4 mujeres tuvieron que compartir 2 asientos y continuar su viaje de 24 horas en un compartimiento abarrotado. La Iglesia Syro-Malabar condenó enérgicamente el incidente, en una nota de Alex Onampally, secretario de la Comisión de Medios de Comunicación. Denunció el «intento planeado de hostigar y maltratar a las religiosas», así como la intolerancia hacia otras religiones. Además, pidió que se castigue a los responsables.

Precisó que las 2 religiosas acompañaban de vacaciones a las dos novicias de 19 años de Rourkela. «Durante el viaje, las dos postulantes iban vestidas de civil y las religiosas con sus hábitos. Cuando llegaron a Jhansi alrededor de las 19.30 horas del 19 de marzo, algunos activistas de Bajrang Dal, que regresaban de una peregrinación, las maltrataron y acosaron. Su principal acusación fue que las 2 postulantes eran llevadas por las religiosas para convertirlas al cristianismo. No aceptaron las palabras de las postulantes de que habían nacido cristianas», explicó. Enfatizó que las religiosas fueron detenidas «cuando los activistas de Bajrang Dal informaron falsamente que llevaban a las jóvenes para convertirlas». «Cientos de activistas de Bajrang Dal crearon una atmósfera de terror gritando consignas en el exterior cuando las religiosas ingresaron en la comisaría», aseveró, tras afirmar que «se sospecha que la llegada de unas 150 personas a la estación en tan poco tiempo y el ataque contra las religiosas fue planificado».

Puede interesarle: Hinduistas expulsan a cristianos de sus aldeas

1 Comentario

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre