Perpetran «ataque directo al Santísimo» en parroquia de México

El administrador apostólico de San Juan de los Lagos, Jorge Alberto Cavazos, precisó que la custodia de 2 metros de altura «que portaba el Santísimo Sacramento» fue encontrada «tirada en el piso con algunos daños», al dar detalles de la profanación en la parroquia de Nuestra Señora de la Luz, en Cañadas de Obregón.

Perpetran «ataque directo al Santísimo»
Foto: Facebook Parroquia de Nuestra Señora de la Luz.

Desconocidos perpetran un «ataque directo al Santísimo Sacramento» en la parroquia de Nuestra Señora de la Luz, en Cañadas de Obregón, en México. La profanación, en la que el Santísimo y su custodia fueron derribados, ocurrió en el templo que se encuentra la diócesis de San Juan de los Lagos, durante la tarde del 29 de junio pasado, en un contexto donde los ataques a las iglesias del país no cesan.

📣  Síganos en Telegram

🖐🏽 Colabore con Verdad en Libertad

📫 Suscríbase al boletín de VenL

El administrador apostólico de la jurisdicción eclesiástica, Jorge Alberto Cavazos, quien es también arzobispo de San Luis Potosí, precisó en un comunicado que la custodia de 2 metros de altura «que portaba el Santísimo Sacramento» fue encontrada «tirada en el piso con algunos daños», alrededor de las 18.30. Explicó que también se encontró «una veladora estrellada también en el piso». La persona que causó la profanación se habría cortado, dado que se encontraron manchas y gotas de sangre en la custodia y en el piso del templo. Aseguró que el padre Luis Fabián Coss y León, que junto a 2 fieles encontró al Santísimo profanado, se apuró a levantarlo del suelo y a reservarlo.

Cavazos explicó sobre el hecho que perpetran desconocidos que «todo indica que fue un ataque directo al Santísimo Sacramento, pues en la parroquia todas las demás cosas estaban en su sitio». Enfatizó que quien profanó la Eucaristía «no ingresó por la fuerza a la iglesia, puesto que se mantenía abierta para la oración de los fieles durante el día y aprovechó un momento de descuido de quienes se turnaban para la oración para realizar los ultrajes al Santísimo». Reiteró que estos ataques constituyen «un delito contra los sacramentos», y que quien los comete «incurre en excomunión latae sententiae».

Puede interesarle: Destruyen custodia y profanan Santísimo en catedral de México

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre