Islamista secuestra a otra niña cristiana en Pakistán

Hoorab Masih es otra niña cristiana de 12 años, a quien un islamista convirtió por la fuerza al islam en el pueblo de Chak 7, cerca de Faisalabad, provincia de Punjab. Hoorab fue localizada en un centro de acogida para mujeres víctimas de violencia o abusos. Según la policía, la habían convertido al islam. Aunque Mustafa fue liberado bajo fianza, todavía no se tienen noticias de la niña.

Islamista secuestra a otra niña

Un islamista secuestra a Hoorab Masih, otra niña cristiana de 12 años, a quien convirtió por la fuerza al islam en el pueblo de Chak 7, cerca de Faisalabad, provincia de Punjab, en Pakistán. El padre de la menor raptada, Basharat, trabaja de jornalero a pesar de padecer asma y tener un brazo fracturado para mantenerse a sí mismo y a sus 4 hijos sin su esposa, quien falleció hace 6 años. Hoorab era quien tenía que ir al almacén a comprar comida para sus hermanos menores, en ausencia de su papá, hasta que el 28 de diciembre pasado no regresó más.

📣  Síganos en Telegram

🖐🏽 Colabore con Verdad en Libertad

📫 Suscríbase al boletín de VenL

Las sospechas de la desaparición de la menor recayeron sobre el propietario, Mohammad Mustafa, que fue detenido por la policía y empezó a colaborar, y sobre su ayudante, Mohammad Usman. Según confirmó Mustafa, Usman había atraído a la chica diciéndole que le compraría un vestido nuevo en el bazar. Al día siguiente, Basharat Masih fue a presentar una denuncia ante la policía de Nishatabad. Mustafa fue detenido el 30 de diciembre pasado y, al cabo de un par de horas, Hoorab fue localizada en un centro de acogida para mujeres víctimas de violencia o abusos. Según la policía, la habían convertido al islam. Aunque Mustafa fue liberado bajo fianza, todavía no se tienen noticias de la niña.

El papá de Hoorab Masih, quien es otra niña cristiana a quien secuestra un islamista, denunció que los policías podrían haber recibido dinero de los 2 comerciantes musulmanes. «Hace un año le advertí a Mohammad Mustafa que dejara en paz a las niñas cristianas después de que intentó aprovecharse de una de ellas en su negocio», aseveró. Todos los días, el padre cristiano va a la comisaría de policía para pedir noticias de su hija. «Les pido a los políticos y a las instituciones encargadas de hacer cumplir la ley que me escuchen: mi hija sólo tiene 12 años, es inocente. Por favor, háganos justicia», imploró.

Puede interesarle: Raptan y obligan a convertirse al islam a otra niña cristiana en Pakistán

2 Comentarios

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre