FRANCISCO MODIFICA SANCIONES PENALES EN LA IGLESIA.

Por Jennifer Almendras.

Los medios digitales se centraron en 2 temas principales: la reforma de la Santa Sede de las sanciones penales en la Iglesia, es decir, la nueva redacción del Libro VI sobre las sanciones penales en la Iglesia del Código de Derecho Canónico —un trabajo de revisión iniciado con Benedicto XVI—, que entrará en vigor el próximo 8 de diciembre de 2021, y el reclamo de los obispos de Argentina al gobierno para que permitan celebraciones dentro de los templos con aforo.

📣  Síganos en Telegram

🖐🏽 Colabore con Verdad en Libertad

📫 Suscríbase al boletín de VenL

En torno a Francisco que modifica las sanciones penales de la Iglesia, La Nación rotuló en una nota de Elisabetta Piqué: «En una reforma radical, el Papa incorpora el delito de pedofilia en el código canónico». «En una conferencia de prensa el monseñor español Juan Ignacio Arrieta Ochoa de Chinchetru, secretario del Pontificio Consejo para los Textos Legislativos, destacó que el nuevo canon no sólo incluye abusos sexuales cometidos por clérigos —cuya jurisdicción pertenece a la Congregación para la Doctrina de la Fe—, sino también estos delitos cometidos por religiosos y laicos que ocupan algunos roles en la Iglesia. Y no sólo con menores, sino también con personas adultas, ‘cometidos con violencia o abuso de autoridad’», precisó Piqué. Infobae tituló: «El papa Francisco cambió una ley clave para criminalizar los abusos sexuales cometidos por sacerdotes». Clarín destacó en sus titulares: «Giro histórico en las leyes de la Iglesia: el Vaticano introduce el delito de pedofilia en el Código de Derecho Canónico» y «El papa Francisco establece que los abusos a menores son delitos contra la dignidad humana». «El Sumo Pontífice reformó el Libro VI del Código de Derecho Canónico y su modificación en el Vaticano entrará en vigor a partir del próximo 8 de diciembre, explicó este medio.

En cuanto al reclamo de los obispos de Argentina para que permitan celebraciones dentro de los templos con aforo, Infobae destacó en su titular: «Nuevo reclamo de la Iglesia por las misas: ‘Nuestro pueblo necesita vivir la dimensión comunitaria de la fe’». A través de un comunicado, los principales referentes católicos le pidieron al gobierno que habilite las ceremonias: «Necesitamos acudir a algunos de los santuarios donde alguna vez hemos experimentado con fuerza la ayuda de Dios». Clarín rotuló en una nota de Sergio Rubin: «La Iglesia reclamó que se permitan las celebraciones dentro de los templos con aforo». «La Iglesia le pidió a los municipios, gobernaciones y al Poder Ejecutivo nacional que ante las bajas temperaturas permitan la vuelta de las celebraciones en los templos ‘con aforo en la proporción adecuada en los espacios físicos’, ya que consideran que fue una ‘experiencia satisfactoria’ el cumplimiento de los protocolos sanitarios en los oficios religiosos», afirmó Rubin. La Nación tituló en una nota de Mariano De Vedia: «Los obispos le reclaman al Gobierno que autorice las misas dentro de los templos». «La Iglesia pidió ‘medidas razonables’ que no queden libradas a ‘respuestas arbitrarias de las autoridades o a decisiones fundadas en opiniones personales’ de los funcionarios», enfatizó De Vedia.

En otro orden de cosas, Clarín tituló en una nota de Sergio Rubin: «Tucumán: murió monseñor José Melitón Chávez, tras contagiarse coronavirus dos veces». «Monseñor José Melitón Chávez, de 63 años, estaba al frente de la diócesis tucumana de Concepción. Se reinfectó y su cuadro se agravó, a pesar de haber recibido la primera dosis de la vacuna. Es el tercer obispo fallecido por la pandemia en Argentina. Llevaba casi un mes internado en el hospital Centro de Salud, luego de que contrajera COVID-19 por segunda vez en ocho meses y de que su estado empeorara a raíz de las secuelas que le había dejado el virus. Ya el año pasado había fallecido monseñor Agustín Radrizzani, arzobispo emérito de Mercedes-Luján; y a comienzos de este murió monseñor Marcelo Melani, obispo emérito de Neuquén, que hace tiempo estaba misionando en Perú», afirmó Rubin. Infobae rotuló: «El Vaticano, miembro observador de la OMS». La Santa Sede será miembro observador de la Organización Mundial de la Salud, según informó la oficina de prensa del Vaticano. El mismo medio destacó en el titular de otra noticia: «La Iglesia denunció que en Venezuela se vacuna sólo a los que tienen afiliación con el chavismo». La advertencia fue hecha por el obispo Mario Moronta. Pidió una vacunación masiva sin convertir el asunto en un tema político.

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre