Francia: «Los obispos deploran imposibilidad de asistir a Misa»

La Conferencia Episcopal de Francia, presidida por el arzobispo Éric de Moulins-Beaufort, aseveró que "los obispos deploran que los fieles permanezcan con la imposibilidad de asistir a Misa, cumbre de su fe y encuentro irremplazable con Dios y con sus hermanos". Los católicos en Versalles y Nantes realizaron manifestaciones para pedir el retorno del culto público.

Obispos deploran imposibilidad de asistir a Misa
Foto: Presidente de la Conferencia Episcopal de Francia el domingo 8 de noviembre/YouTube KTOTV.

Los obispos de Francia precisaron en un comunicado que «deploran imposibilidad de asistir a Misa», tras la decisión del Consejo de Estado de rechazar un recurso que pedía reconsiderar la prohibición de celebrar Misas con fieles, una de las medidas del gobierno de Emmanuel Macron frente a la segunda ola del COVID-19. Los casos de coronavirus en Francia ascienden hasta el 10 de noviembre a 1.875.298 casos y 42.578 fallecidos.

«Antes que nada los obispos deploran que los fieles permanezcan con la imposibilidad de asistir a Misa, cumbre de su fe y encuentro irremplazable con Dios y con sus hermanos», aseveró la Conferencia Episcopal de Francia (CEF), presidida por el arzobispo Éric de Moulins-Beaufort, en un texto difundido el 7 de noviembre pasado durante su asamblea plenaria. Sin embargo, los prelados pidieron a «los fieles y a los sacerdotes respetar esta decisión» del Consejo de Estado, tras el recurso contra el decreto que prohibió las Misas con fieles, algo que “atenta contra la libertad de culto que es una de las libertades fundamentales» del país. Explicaron que el juez del Consejo de Estado recordó que «la libertad de culto es una libertad fundamental y que esta se ejerce individual y colectivamente», pero que rechazó «el recurso apoyándose únicamente en un motivo sanitario».

Los católicos de Francia no pueden participar de la Misa en las iglesias desde el lunes de la semana pasada. Hubo manifestaciones el domingo 8 de noviembre en Versalles y Nantes para pedir el retorno de las Misas con presencia de fieles. En las afueras de la catedral de San Luis, en Versalles, cientos de católicos se congregaron y entonaron cánticos marianos y eucarísticos durante la noche, mientras mantenían el distanciamiento requerido. «Mina nuestra libertad de culto», repitieron manifestantes frente a la catedral San Pedro de Nantes, al repudiar las medidas de Macron que impiden el culto público. En Nantes, la movilización, que era más numerosa en una plaza menos grande que la de Versalles, tenía más el carácter de protesta.

Puede interesarle: Obispos de Francia recurren confinamiento porque «atenta contra la libertad de culto».

1 Comentario

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre