Cardenal Sako: «No veo nada que impida unión de Iglesia caldea e Iglesia asiria de Oriente»

El patriarca de los Caldeos, Louis Raphael Sako, intentó una vez más reabrir una reflexión compartida y fraternal sobre la posible restauración de la plena comunión sacramental entre la Iglesia caldea y la Iglesia asiria de Oriente. «Las Iglesias florecieron en contextos culturales, lingüísticos y geográficos diferentes, aunque comparten la misma fe apostólica», explicó.

Cardenal Sako: «No veo nada que impida
Foto: Patriarcado Caldeo.

El cardenal y patriarca de los Caldeos, Louis Raphael Sako, precisó que «no veo nada que impida unión de Iglesia caldea e Iglesia asiria de Oriente», al intentar una vez más reabrir una reflexión compartida y fraternal sobre la posible restauración de la plena comunión sacramental entre ambas, en un discurso titulado ‘Unidad y pluralidad de la Iglesia’. Consideró que «lo mismo se aplica a la Iglesia católica siria y a la Iglesia ortodoxa siria», que en su opinión podrían reunirse bajo el nombre de ‘Iglesia siria de Antioquía’, al compartir las mismas zonas de arraigo y el mismo patrimonio litúrgico, histórico, lingüístico y espiritual.

📣  Síganos en Telegram

🖐🏽 Colabore con Verdad en Libertad

📫 Suscríbase al boletín de VenL

«Estudié a fondo nuestra herencia oriental y los escritos de los Padres de la Iglesia. Por lo tanto, no veo nada que impida la unión de la Iglesia caldea y la Iglesia asiria de Oriente bajo el nombre de Iglesia de Oriente», indicó el cardenal Sako, al presentar estas hipotéticas propuestas como una mera «opinión personal». El purpurado atestiguó en su intervención con argumentos sólidos las fuentes doctrinales y teológicas en las que se basa la vuelta a la plena comunión entre algunas Iglesias católicas orientales y las antiguas Iglesias de Oriente, que comparten con ellas el mismo patrimonio litúrgico, teológico y espiritual, y que, aunque no están en plena comunión con el Papa, nunca tuvieron conflictos dogmáticos directos con la Iglesia de Roma y su obispo.

Enfatizó que «las Iglesias florecieron en contextos culturales, lingüísticos y geográficos diferentes, aunque comparten la misma fe apostólica». «La unidad eclesial no es el producto de procedimientos organizativos humanos o del parlamentarismo, y no se impone como adhesión conformista a un modelo único impuesto desde arriba para comprimir las legítimas y fecundas diversidades, que enriquecen la intensidad de la vida eclesial y la misión apostólica como dones. La unidad esencial entre la Iglesia católica y las antiguas Iglesias orientales de origen apostólico, se refleja también objetivamente en las declaraciones cristológicas comunes que estas Iglesias firmaron en las últimas décadas de su camino ecuménico», aseguró. El patriarca también destacó que, en declaraciones oficiales, la «Iglesia hermana» asiria, dirigida por el patriarca Mar Awa III se autodenominara «Santa Iglesia católica asiria de Oriente» por la inauguración de la nueva sede patriarcal, en Erbil el 12 de septiembre pasado.

Puede interesarle: Cardenal Sako denuncia que «herencia islámica» en Irak tolera usurpación de bienes de cristianos

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre