SE ENCUENTRA EN BUENAS CONDICIONES DE SALUD.

Logran liberar a un sacerdote que fue secuestrado cuando volvía de una reunión diocesana en el sur de Nigeria

La Policía afirmó que el sacerdote de la Diócesis de Nsukka Malachy Asadu logró ser liberado, tras permanecer secuestrado dos días en el sur del país africano. El presbítero fue raptado en la carretera Imilike-Nsukka Road cuando regresaba de una reunión en la catedral de Santa Teresa en Nsukka. Asadu fue el noveno sacerdote secuestrado en el estado de Enugu en 2019. 

28.11.2019  |  Sacerdotes  |  Jennifer Almendras.

La Policía confirmó que el sacerdote de la Diócesis de Nsukka Malachy Asadu logró ser liberado, y que se encuentra en buenas condiciones de salud, tras permanecer secuestrado dos días en el sur de Nigeria, el miércoles 27 de noviembre. Asadu fue el noveno sacerdote que fue secuestrado en el estado de Enugu en 2019. 

El presbítero fue raptado el lunes 25 de noviembre en la carretera Imilike-Nsukka Road cuando regresaba de una reunión diocesana en la catedral de Santa Teresa en Nsukka. El hecho ocurrió 9 días después del secuestro del sacerdote Teófilo Ndulue que estuvo bajo poder de su captores por 3 días. Sin embargo, los secuestros de presbítero en el país lamentablemente no siempre concluyen con la liberación del rehén.

El 20 de marzo pasado, encontraron el cuerpo sin vida de Clement Rapuluchukwu Ugwu, párroco de la iglesia de San Marco, en Obinofia Ndiuno, que fue raptado días atrás. El clero de la diócesis de Enugu salió a las calles para exigir más seguridad después que el párroco de la iglesia de Santiago el mayor en Ugbawka, Paul Offu, fue asesinado por pastores fulani mientras conducía en la carretera, el 1 de agosto. 

Fuente: Fides.

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.