QUE SE COBRÓ 3 VÍCTIMAS FATALES.

Estado Islámico reivindica atentado en Bélgica

Los yihadistas confirmaron que el homicida Benjamin Herman, que atacó con un cuchillo al grito de "Alá es grande" en la ciudad de Lieja, era un "soldado del Califato". 

© Sudpresse.

El Estado Islámico reivindicó el atentado perpetrado por el hombre al grito de "Alá es grande" en la ciudad belga de Lieja, el 29 de mayo pasado, donde fallecieron Lucile García y Soraya Belkacem, mujeres policías, y Cyril Vangriecken, un civil de 22 años. 

Los yihadistas confirmaron que el homicida Benjamin Herman, que atacó con un cuchillo, era un "soldado del Califato". Herman estuvo en la cárcel por robo y tráfico de drogas, donde se considera que tomo contacto con el islamismo, estaba en libertad tras conseguir un permiso. 

El obispo de Lieja, Jean-Pierre Delville, aseguró que la comunidad cristiana belga "está profundamente afectada por el tiroteo", y ofreció sus "sinceras condolencias a los familiares de los dos policías y de un joven" que fueron masacrados en el ataque. 

Fuente: ACI Prensa.

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.