FRENTE A LA CRISIS HUMANITARIA.

Obispos en Venezuela denuncian que el país "sufre un genocidio, una tragedia inimaginable"

El obispo de Carúpano, Jaime Villarroel, indicó que el "gobierno delincuencial" de Nicolás Maduro llevó a que más del 80 por ciento de las personas vivan en pobreza. El prelado de Maturín, Enrique Pérez, aseveró que "la situación alcanzó niveles de aniquilación hacia el pueblo venezolano", por lo cual "la gente está huyendo del país".

09.05.2018  |  Venezuela  |  Jennifer Almendras.

El obispo de Carúpano, Jaime Villarroel, y el prelado de Maturín, Enrique Pérez, aseveraron que Venezuela "sufre un genocidio, una tragedia inimaginable", la cual es una situación creada por el "gobierno delincuencial" de Nicolás Maduro, en el que sus dirigentes políticos y militares están involucrados en el narcotráfico internacional. 

"Tenemos una tragedia de dimensiones inimaginable. En este momento la situación de la falta de alimentos se ha agravado, más del 80 por ciento de las personas viven en pobreza y más del 20 por ciento padece pobreza extrema, a causa de la cual la gente no tiene ni para comer. La falta de medicinas es una calamidad, porque las personas mueren por eso. El año pasado más de 22.000 recién nacidos fallecieron y se registraron más de 700.000 casos de malaria o paludismo", indicó Villarroel. 

Pérez aseveró que las autoridades del país no se preocupan "del pueblo sino de incrementar sus capitales, todos en el exterior". "Eso les conviene, no hay otra manera de explicarse que estemos llegando a una especie de genocidio. Es una palabra muy grave, pero ya la situación alcanzó niveles de aniquilación hacia el pueblo venezolano. La gente está huyendo del país, es un asunto de supervivencia", afirmó. 

Fuente: Vatican Insider.

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.