PIDE SALIR DE LAS TINIEBLAS DEL PECADO.

Cardenal Scherer exhorta en Cuaresma a "una conversión más coherente con el Evangelio de Cristo"

El arzobispo de San Pablo, Pedro Scherer, explicó que "la Cuaresma nos llama a la conversión y eso significa, por encima de todo, que nos volvamos hacia Dios, acojamos su presencia entre nosotros y en nuestra vida personal sigamos sus caminos y sus mandamientos". 

15.03.2018  |  Piedad  |  Jennifer Almendras.

El cardenal y arzobispo de San Pablo, Pedro Scherer, exhortó en este tiempo de Cuaresma a "una conversión en la práctica de nuestra vida, que debe ser más y más coherente con el Evangelio de Cristo", en el artículo titulado 'Cuaresma y Sínodo Arquidiocesano: conversión pastoral y misionera', publicado el 13 de marzo pasado. 

"La Cuaresma nos llama a la conversión y eso significa, por encima de todo, que nos volvamos hacia Dios, acojamos su presencia entre nosotros y en nuestra vida personal sigamos sus caminos y sus mandamientos", reflexionó, al indicar que debemos hacer el camino pedagógico del paso de las tinieblas del pecado a fin de alcanzar la luz verdadera, que es Jesucristo.

Scherer indicó que "la conversión pasa por una toma de consciencia, por un 'mirarse al espejo'", dado que "más allá de darnos cuenta de mucha cosa buena, puede ser que tomemos consciencia de que muchas cosas todavía no suceden, o suceden mucho menos y precisa ser cambiada o mejorada". 

Fuente: Gaudium Press.

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.