FRENTE A SITUACIONES DESESPERADAS.

Francisco: "El cristianismo no ofrece fáciles consuelos sino que requiere fe y vida moral sana que rechace el mal"

El Pontífice recordó que "Dios es más grande que nuestras debilidades, nuestras infidelidades y que nuestros pecados". Indicó que cuando reconocemos "nuestra fragilidad y nuestros límites" debemos rechazar el camino simplista de caer en "las drogas, las supersticiones y los rituales de magia".

12.03.2018  |  Francisco  |  Jennifer Almendras.

Francisco aseguró que "el cristianismo no ofrece fáciles consuelos, no es un atajo, sino que requiere fe y vida moral sana que rechace el mal", durante el rezo del Ángelus, en la Plaza de San Pedro, el 11 de marzo.

"Cuando la situación parece desesperada, Dios interviene ofreciendo al hombre la salvación y la alegría. Dios es más grande que nuestras debilidades, nuestras infidelidades y que nuestros pecados. Es bueno conocer nuestros límites, nuestras fragilidades; no para desesperar, sino para ofrecerlos al Señor; y Él nos tomará de la mano, y no nos dejará nunca solos, nunca", consideró el obispo de Roma.

El Papa alertó que en estas situaciones se debe rechazar el camino de caer en "las drogas, las supersticiones y los rituales de magia". "En Cuaresma, nuestra alegría consiste en acoger siempre mejor la misericordia de Dios", recordó. 

Fuente: ACI Prensa.

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.