EN LA 40 PEREGRINACIÓN DE LAS CIUDADES DE ROSARIO Y SAN LORENZO.

Arzobispo Martín: "Se necesita que hombres y mujeres, con su consagración, recuerden que el sentido de la vida es Dios"

El arzobispo de Rosario, Eduardo Martín, aseveró que "el peor pecado es el olvido de Dios", dado que al "vivir la vida, el trabajo, el matrimonio, los hijos, el estudio, las vicisitudes de cada día, la enfermedad, las distintas cosas de la vida sin Dios, olvidando a Dios, perdemos la identidad, no sabemos quienes somos".

13.06.2017  |  Obispos  |  Jennifer Almendras.

El arzobispo de Rosario, Eduardo Martín, sostuvo que "se necesita que hombres y mujeres, con su consagración, recuerden que el sentido de la vida es Dios", al indicar la necesidad de rezar por las vocaciones, durante la 40 peregrinación de las ciudades de Rosario y San Lorenzo con el lema 'En María contemplamos la grandeza de Dios', donde participaron miles de fieles, el 11 de junio pasado.

"Tenemos que aprender de la virgen a vivir todo en la presencia de Dios. El mundo necesita de hombres y mujeres que con su vida le recuerden que Dios es el sentido de todo, que indiquen que no estamos para ganar plata ni para lo que el mundo nos ofrece, sino para conocer y amar a Dios, amando a nuestro prójimo, haciendo este mundo mejor, pero sabiendo que somos peregrinos del Cielo, de la eternidad", reflexionó.

El prelado aseveró que "el peor pecado es el olvido de Dios", dado que al "vivir la vida, el trabajo, el matrimonio, los hijos, el estudio, las vicisitudes de cada día, la enfermedad, las distintas cosas de la vida sin Dios, olvidando a Dios, perdemos la identidad, no sabemos quienes somos". Aseguró que "las vocaciones nacen en la familia" puesto que es "el semillero, es el primer lugar donde uno aprende a rezar".

 

 

Fuente: AICA.

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.