"LO HICIERON A PROPÓSITO, CONOCÍAN SU VALOR PATRIMONIAL Y RELIGIOSO".

Queman iglesias, profanan hostias consagradas y derriban una cruz en Francia

Desconocidos incendiaron la iglesia católica Saint Louis, profanaron hostias consagradas y derribaron una emblemática cruz, en la localidad Fontainebleau, al sur de París. Un miembro de la comisión diocesana de arte sacro, afirmó que fue robado un copón con formas consagradas y reportó la desaparición de una imagen de Nuestra Señora de Franchard, que data del siglo XIV y que es considerada como "una de las estatuas más bellas de la Virgen y el Niño de Seine-et-Marne". 

Desconocidos incendiaron la iglesia católica Saint Louis, profanaron hostias consagradas y derribaron una emblemática cruz, en la localidad Fontainebleau, al sur de París, en Francia, el 10 de diciembre pasado. El alcalde de Seine-et-Marne, Jean-Luc Marx, informó que los autores amontonaron sillas y alfombras en tres áreas de la iglesia: a los pies de la capilla de Franchard, en la capilla de San José y en el área del coro y después les prendieron fuego.

"Esto lo hicieron a propósito porque eran los bienes más valiosos y simbólicos. Estas personas conocían su valor patrimonial y religioso", indicó Marx, la máxima autoridad del municipio donde ocurrieron estos sucesos. Asimismo, el párroco del centro misionero de Fontainebleau, José Antonini, sostuvo que las hostias consagradas fueron arrojadas al suelo, varios objetos desaparecieron y que las imágenes de la Capilla de San José estaban colocadas de cabeza, lo que "lleva a pensar que se trató de una profanación". Además, indicó que incendiaron un altar del siglo XVI y el Niño Jesús del pesebre estaba en el piso.

Por otro lado, Nathalie Enserguiex, miembro de la comisión diocesana de arte sacro, afirmó que fue robado un copón con formas consagradas y reportó la desaparición de una imagen de Nuestra Señora de Franchard, que data del siglo XIV y que es considerada como "una de las estatuas más bellas de la Virgen y el Niño de Seine-et-Marne". Jean-Jacques Barbaux, presidente de la Diputación Provincial dijo que la policía judicial de Versalles está encargada de la investigación y que se destinará una ayuda especial para restaurar la iglesia. Por otro lado, la iglesia de Veneux-les-Sablons, a sólo 10 kilómetros de Saint Louis también fue víctima de un incendio. Sin embargo, Jean-Luc Marx aclaró que este siniestro tuvo "su origen fue accidental producto de una falla en el sistema de calefacción". Asimismo, ese mismo día desconocidos derribaron la emblemática Croix de Guise, que estaba en el bosque de Fontainebleau desde 1563. 

Fuente: ACI Prensa.

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.