MADURO DECRETÓ EL CIERRE DEL PASO FRONTERIZO.

Conferencia Episcopal de Colombia pide diálogo y respeto de la dignidad de los ciudadanos en la frontera de Venezuela

El arzobispo de Tunja y presidente de la Conferencia Episcopal de Colombia, Luis Augusto Castro Quiroga, exhortó al diálogo y respeto de la dignidad de los cientos de ciudadanos que fueron deportados durante el fin de semana. Pidió a los fieles que se unan en oraciones para el restablecimiento de relaciones entre ambos países.  

El arzobispo de Tunja y presidente de la Conferencia Episcopal de Colombia (CEC), Luis Augusto Castro Quiroga, exhortó al diálogo y respeto de la dignidad de los cientos de ciudadanos que fueron deportados durante el fin de semana, luego de que el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, decretará el cierre de parte de la frontera con Colombia, el 21 de agosto pasado.

"Compartimos el dolor y sufrimiento de las familias que han sido divididas, despojadas de sus bienes, heridas en su dignidad, muchas de las cuales han sido objeto de tratos inhumanos", sostuvo el prelado, quien invitó al pueblo colombiano a ser solidarios. Castro Quiroga pidió a los presidentes de ambos países, para que a través del diálogo y la concertación, encuentren caminos para solucionar esta crisis.

La CEC destacó el acompañamiento que brindan la diócesis de de Cúcuta, a cargo del obispo Víctor Manuel Ochoa Cadavid, y algunos organismos gubernamentales y civiles que se unieron para mitigar el sufrimiento de los expulsados de territorio venezolano. Además, invitaron a todos los fieles a practicar la caridad y a que se unan en oración por el pronto restablecimiento de las relaciones entre Colombia y Venezuela. 

Fuente: Eclessia Digital.

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.