ES EL PRIMER BEATO DEL PAÍS.

300.000 personas asisten a beatificación del arzobispo Romero en El Salvador

"Su opción por los pobres no era ideológica, sino evangélica", sostuvo el cardenal y prefecto de la Congregación de la Causa de los Santos, quien como enviado especial de Francisco, declaró oficialmente Beato al arzobispo Romero. 

Casi 300.000 personas de diferentes países asistieron a la beatificación del arzobispo Óscar Romero, en el monumento al Divino Salvador del Mundo, el 23 de mayo pasado, en El Salvador. El cardenal y prefecto de la Congregación de la Causa de los Santos, Angelo Amato, fue el encargado, como enviado especial de Francisco, de declarar oficialmente Beato al arzobispo Romero. 

"Su opción por los pobres no era ideológica, sino evangélica", sostuvo Amato a los miles de fieles. Durante la ceremonia, el cardenal Amato leyó en latín una carta enviada por el Papa en la que declaraba beato a Romero. Debido a que se trataba de un acto oficial se leyó en latín, pero después fue leída en español para los asistentes.

Por su parte, la Conferencia Episcopal de El Salvador pidió que la beatificación de Romero sirva para unir al país. La iglesia salvadoreña, tras la ceremonia de beatificación, espera que Romero sea declarado santo. El beato fue asesinado por un francotirador el 24 de marzo de 1980 cuando oficiaba una Misa. La camisa que usaba ese día, con los rastros de su sangre fue expuesta durante la ceremonia que reunió a unos 1.400 obispos de diferentes partes del mundo.

Fuente: Noticias 24/7 Puerto Rico.

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.