FUNDAMENTALISMO ISLÁMICO.

Pastores Fulani en Nigeria

Jennifer Almendras

Por Jennifer Almendras

El obispo de Kafanchan, Joseph Bagobiri, afirmó que en el norte de Nigeria "entre 2006 y 2014, unos 11.500 cristianos fueron asesinados, otros 1.300.000 se vieron obligados a desplazarse y 13.000 iglesias fueron destruidas o abandonadas", debido a los ataques de Boko Haram y también de las agresiones de los 'Pastores Fulani', una comunidad islamista que se encuentra en Nigeria, y es liderada por el sultán de Sokoto, Sa'adu Abubakar.

Pastores Fulani en Nigeria

03/06/2016

Los 'Pastores Fulani' son islamistas, que provienen de la etnia fulani, ubicados en Nigeria, y liderados por el sultán de Sokoto, Sa’adu Abubakar. Estos extremistas fueron indicados como responsables de los ataques e invasiones, además de Boko Haram, que provocaron en las comunidades del norte del país africano como Adamawa, Borno, Kano y Yobeen que más de "11.500 cristianos fueron asesinados y 13.000 iglesias fueron destruidas o abandonadas"

El obispo de Kafanchan, Joseph Bagobiri, indicó que los Pastores Fulani musulmanes realizan una "flagrante invasión extranjera de las tierras ancestrales de los cristianos y de otras comunidades minoritarias". "En esas zonas, los Pastores Fulani aterrorizan sin cesar a las comunidades, borrando algunas de ellas del mapa, y en lugares como Agatu en el Estado de Benue y Gwantu y Manchok y en el de Kaduna, estos ataques han adquirido un carácter de genocidio, con 150-300 personas asesinadas en una noche", indicó el prelado. 

La comunidad de los Pastores Fulani fue fundada durante la 'Yihad Fulani' en 1809 por Usman dan Fodio, un profesor religioso y propagandista islámico, que formaba parte de la etnia fulani urbanizada, que vivía en los estados hausa, en lo que es actualmente el norte de Nigeria. La Yihad Fulani o Califato de Sokoto fue uno de los imperios más poderosos de África subsahariana que permaneció durante el período colonial y posteriormente con un poder reducido. La etnia fulani, también llamada fula, peul o fulbe, constituyen el pueblo nómada más grande del mundo, con 40 millones de personas repartidas por África Occidental. 

"A principios del siglo XII, a causa de la presión islámica, religión que entonces rechazaban, se dispersaron toda África Occidental. Para el siglo XV ya era la primera etnia del Sahel convertida a la media luna. Su idioma, el fulani, es similar al bereber y al hausa. Fueron sometidos por los Imperios de Malí y de Shongai, pero también tuvieron reinos independientes, como Bundu, Fouta Djallon o Macina, y hasta un imperio ya en el siglo XIX, el Califato de Sokoto. Su fundador, Usman Dan Fodio, lideró una yihad fulani contra sus vecinos, los hausa, por su escaso fervor en el islam", sostuvo el periodista y escritor español Josué Ferrer. 

Esta secta extremista perpetraron diversos asesinatos en masa. A comienzos de mayo, debido a las recientes masacres en el país, los ciudadanos realizaron diversas peticiones para la eliminación de los Pastores Fulani de la zona. Frente a ello, el ministro de Ciencia y Tecnología de Nigeria, Ogbonnaya Onu, para hacer frente a las protestas, se reunió con los miembros de 'All Progressives Congress (APC), de la región sureste. "Pido a los ciudadanos ser pacientes y confiar en el presidente, que está tomando medidas para detener la matanza. El gobierno federal está deseoso de lograr una nación pacífica, unida y fuerte", indicó Onu. 

Según África Fundación Sur, los Pastores Fulani están estrechamente relacionados con los Hausa, en la región norte de Nigeria. "Desde la guerra civil, ha habido tensiones subyacentes entre Igbo y las Hausa. Ahora, son los pastores Fulani los que han invadido el territorio Igbo, para matarlos en masa. A pesar de que los líderes políticos y los agentes de seguridad han advertido a los ciudadanos de que no deben sugerir que los homicidios están motivados por razones étnicas o religiosas, si el gobierno atrapa los asesinos y los lleva ante la justicia, no habrá cantidad argumentos racionales suficientes para evitar un conflicto étnico", informó el medio. 

La situación general de seguridad en Nigeria es preocupante. El 29 abril pasado, el cardenal y arzobispo de Abuja, John Onaiyekan, fue víctima de un atentado cuando 3 hombres armados aún no identificados intentaron asesinarlo, mientras se desplazaba en su automóvil de Benin a Uromi, y del que quedó ileso tanto su chofer y él. Hay grandes sospechas de que fueron integrantes de los Pastores Fulaniquienes perpetraron este ataque contra el purpurado que tuvo poca trascendencia en los medios, a pesar de su alto rango dentro la Iglesia Católica. "No puedo decir si eran pastores Fulani -secta islámista- o no los que dispararon a mi coche, porque estaba en el bosque y no vimos a nadie. La violencia de los pastores Fulani es un problema que debe ser resuelto mediante la búsqueda de los intereses de todos, pero la situación de inseguridad general que vive el país es los más preocupante", afirmó el cardenal Onaiyekan, tras ser consultado sobre el atentado

La Lista Mundial de la Persecución 2016 indicó que el número de cristianos muertos por su fe aumentó en más de un 60% en todo el mundo, y que en África es donde matan a más cristianos y en Oriente Medio donde más los persiguen. Los mayores atentados contra cristianos ocurrieron en países de África subsahariana, donde grupos islamistas como Boko Haram, Séléka, ADF-NALU y Al Shabab ejecutan a los fieles y destrozan sus lugares de culto, como República Centroafricana, Chad, Kenia, Camerún, República Democrática del Congo y Nigeria, que registra el número más alto de muertes con 4.028 y padeció el ataque de 198 iglesias. Más de 2.500 se atribuyen a Boko Haram y más de 1.500 a los Pastores Fulani, mientras que al menos 30.000 cristianos fueron desplazados por la violencia sólo en el estado de Taraba

facebook
twitter

SUSCRIPCIÓN

Suscríbase y reciba gratis nuestras novedades.